Una apuesta por la gestión directa de los servicios y espacios públicos

En 2015 con la victoria en las elecciones  municipales de candidaturas provenientes, en parte, de movimientos sociales en ciudades como Madrid, Barcelona o Zaragoza, el municipalismo vuelve a entrar en los debates de la opinión pública. El municipalismo es una idea política que busca la toma del poder desde el ámbito de las instituciones más básicas, esto es, el municipio; mediante candidaturas electorales u organizaciones sociales que tienen un funcionamiento interno y unas dinámicas diferentes a los partidos clásicos. La hipótesis municipalista dice que si tomamos las instituciones municipales y las convertimos en ámbitos de decisión directa podremos conseguir espacios realmente democráticos, y consecuentemente unos territorios más justos social y económicamente.

Compartir