Transportes de Murcia reduce los recorridos urbanos dejando a muchas personas sin acceso al Transporte Público

 

Transportes de Murcia aplica desde el 20 de junio los horarios de verano en todas sus líneas. Lo que implica una reducción del 25% de la flota o de los recorridos. Las líneas que exponemos a continuación prestan ese servicio con Microbuses.

Línea R-14

Pza. Circular, Pabellón Príncipe de Asturias, Reyes Católicos, Colegio San José, Duques de Lugo,  Ronda  Norte, Cárcel Vieja, Gran Vía, Ambulatorio San Andrés,  Gran Vía, Pla. Cetina, Centrofama, Avda. Constitución y Plaza Circular.

Línea R-17

Estación Ferrocarril, Pintor Almela, Pio Baroja,  Torre de Romo, Avda Infante Juan Manuel,  Hospital reina Sofía, La Fama, Biblioteca La Fama, Jefatura de Tráfico, CentroFama, Plaza Circular, Ronda Levante, Nuevos Juzgados, Avda. La Fama, Luís Fontes Pagan y Marín Fuentes.

Línea R-80

Paseo Florencia I, Santiago Mayor, Pio Baroja, Palacio de Justicia, Centrofama, Alfonso X, Plz. Circular, Avda. Constitución, Gran Vía, Glorieta de España, Plz Cruz Roja, Pio Baroja, Pabellón Infante, Pintor Almela, Santiago Mayor, Polideportivo Santiago el Mayor, Carril de la Condesa II, Paseo Florencia I.

La decisión llevada a cabo en unas fechas en las que todavía la ciudad está en plena ebullición está repercutiendo de la siguiente manera.

  • A lo largo del recorrido, muchas personas no pueden acceder a los microbuses por estar totalmente repletos quedándose estas  sin la posibilidad de utilizar este medio de transporte.
  • Las quejas de los/as ciudadanos se vierten directamente contra los/as conductores/as ya llegando a crearles a los/as chóferes unos estados de ansiedad y estrés muy importantes durante la conducción.
  • La capacidad máxima de viajeros que permite transportar es de 10 personas sentadas, si entrase un/a viajero/a con silla de ruedas el número de pasajeros/as de pie serían 8, sin silla de ruedas permitiría hasta 12. Estos datos dejan claro que la capacidad máxima sería de 22 personas (si no hubiese silla) o 19 (si la hubiera).

Las consecuencias de haber reducido el 25% de la flota deja personas sin la posibilidad de acceder al Bus y además provoca que se supere con creces la capacidad máxima de personas permitidas, ya que en muchas ocasiones de 19 ó 22 personas que deberían viajar como máximo, se llega a alcanzar a unas 40 personas. 

Esta medida supone un aumento de beneficios para Transportes de Murcia, la empresa que gestiona este servicio y un perjuicio para la población en general, que ve mermado un servicio público y también para los conductores de los autobuses que se ven sometidos a situaciones de estrés. Y ante esta situación ¿qué hace la Concejalía de Transportes del Ayuntamiento de Murcia?, pues en nuestra opinión una dejación de sus funciones, mostrando una total connivencia con Transportes de Murcia.  

El Ayuntamiento de Murcia está llamado a inspeccionar estos hechos y velar por el cumplimiento de las normas de seguridad en el transporte público de viajeros, así como de revisar las condiciones del contrato de adjudicación del servicio de transporte público urbano de viajeros concedido a Transportes de Viajeros Murcia, SL, para evitar este perjuicio que se está ocasionando a los ciudadanos de Murcia.

 

CGT Región Murciana

 

  • Twitter

  • Facebook

Recibir información de CGT Murcia

Y por whatsapp?